11 julio 2014

Cerrado por vacaciones, "Closed for holidays" "休日のため閉鎖」

3 comentarios



Vacacionar es sinónimo de felicidad, cuando tienes la oportunidad de cambiar de ambiente, de hacer algo distinto de levantarte, trabajar, volver a casa, el cambio de rutina de inmediato repercutirá en mejor calidad de vida para ti y tus quehaceres cotidianos. ¡Así que a disfrutar de las vacaciones!






El verano y el sol, es tiempo es para salir y disfrutar... nos vemos a la vuelta.





Leer más...

30 junio 2014

Melva fresca con fritada de verduras y tomate casero

4 comentarios

La característica principal que sorprende a muchas personas cuando preparan una melva por primera vez, es que su carne cruda, es excepcionalmente sangrienta. La melva como el atún, ambos de temporada, se cocinan poco (* es imprescindible) si no, el resultado será un pescado seco y difícil de masticar.

La diferencia de precio entre ambos pescados es notable, la melva está a unos 4 euros el kilo y no tiene nada que envidiar a su hermano mayor el atún que está entre 17 y 54 euros el kilo dependiendo de la calidad y el mercado donde compremos.

Cuando buscas recetas de melva, encuentras a la tan denostada melva descrito como un pescado barato y que hay que evitar. Pero hay un método sencillo para transformarla en un ingrediente absolutamente magnífico y delicioso que nada tiene que envidiar al atún y estos son los pasos:








Ingredientes:

  • 1 melva
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • sal
  • Aove (aceite oliva)
  • 3 tomates rallados o Tomate frito casero natural (opcional)


Elaboración:


1. Empezamos lavando con agua fría la melva muy bien ya que es muy sangrienta y puede que encontremos sangre coagulada, localizar y quitar todas las espinas pasando el dedo por el lomo y tirando de ellas,  dejamos escurrir.

2. Mientras escurre bien, empezamos haciendo la fritada para ello, cortamos las verduras en brunoise muy fina, ponemos el aceite en una sartén honda y añadimos los ajos finamente picados antes de que se doren pondremos el resto de los ingredientes, seguimos con la cebolla, el pimiento rojo y por último el pimiento verde, salamos.

3. Dejamos pochar las verduras y tendremos la melva ya escurrida. Ponemos una sartén con aceite en el fuego, salamos y enharinamos la melva ligeramente y freímos, recordar que hay que freír la melva poco tiempo aprox. 1 minuto por cada lado ya que luego, se cocinara un poco más dentro de la fritada, vamos reservando en una cazuela la melva ya frita
4. Dependiendo de la opción que hayamos elegido con el tomate le añadiremos antes o después, si la opción es el tomate triturado, le añadimos con las verduras a medio hacer para que se cocine junto con ellas y si la opción es la del tomate frito, lo añadiremos a las verduras en el último momento, lo justo para que se mezcle bien con la fritada.

5. Introducimos la melva frita en la fritada y dejamos que se junten los sabores un minuto más. Y listo servir recién echo.






Nota para los menos avezados

Melva, es el nombre español de un pez azul que se parece a un pequeño atún, emparentado también con la caballa, es de apariencia muy similar a un bonito pequeño, alargado y muy redondeado, con carne firme y compacta, y un tamaño medio de 55 cm, aunque pueden llegar a medir un metro. Las piezas que no superan los 600 gramos de peso se denominan melvas canuteras. 




Truco:

Guardé un poco de la melva para hacer por la noche un sándwich de mayonesa y melva, es excelente. Sólo tienes que añadir una hoja de lechuga y una rodaja o dos de tomate. Poner un poco de mayonesa en el pan y cortar uno de los trozos de pescado para completar el sándwich.

O también nos irá bien guardar un poco para hacer una empanada rápida de melva


Leer más...

25 junio 2014

Conos de pan de pita con jabugo うま味

2 comentarios

Los conos o cucuruchos de jamón ibérico lleva tiempo en las vitrinas de restaurantes, bares y cines, en pequeñas lonchas, cortadas a mano o en tacos, suelen ir acompañados de pan o picos, así que para variar, he preparado unos conos y unas pequeñas pitas hechas en casa para que enaltezca el sabor del embutido, la mayoría de la gente alternar el pan con el jamón porque juntos, hacen un buen maridaje. 









Que el jamón de jabugo es una delicia además de muy saludable, lo sabíamos pero recientemente, investigadores japoneses han considerado que el jamón ibérico, al igual que el tomate, el queso parmesano y el ajo negro, es uno de los pocos alimentos ricos en sustancias que producen el gusto “umami”, uno de los cinco sabores que existen junto al dulce, el ácido, el salado y el amargo. Aunque no exista un término preciso para su traducción al español, el “umami” o quinto sabor, es el gusto sabroso y sutil conferido por sustancias comunes en alimentos japoneses como el kombu.



Ingredientes:

  • Jamón ibérico de bellota
  • Queso manchego
  • Rúcula
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pan de pita casero







Para la receta de hoy hemos probado un jamón ibérico loncheado de jabugo, como su nombre indica, ha sido obtenido de un cerdo ibérico alimentado exclusivamente con bellotas hasta que se sacrifica, son animales que campan a sus anchas por la dehesa de Ibéricos Casablanca, disfrutando del alimento que abunda por excelencia, las bellotas, para distinguir un jamón de bellota de uno que no lo es, hay que fijarse en el color y tamaño de la pezuña, el veteado del jamón, la textura de la grasa.

Las muestras que nos ha enviado Jamonprivé han resultado ser exquisitas, el color, la textura, el sabor, el aroma, tiene un perfil sensorial típico de un jamón de alta calidad. Tiene notas a frutos secos, un nota de cata dulce contrastando con el salado (los cristales blancos pueden influenciar en adquirir este sabor). Las muestras que podéis encontrar en "www.jamonprive.com" son "excelentes".








Elaboración:
1. Elaboramos el pan de pita y los cucuruchos de pita (ir al link)

2. Rellenar las pitas y los conos con el embutido, la rúcula aliñada con aceite y sal. Alternaremos algunas pitas con jamón y otras, con jamón, rúcula y queso.


Si en el recuadro de la parte derecha del blog en "buscar en este blog" ponéis la palabra: jamón, encontraréis más recetas con este genial ingrediente.
Leer más...

16 junio 2014

Cus-cus o Tabulé (receta y diferencias #MasterChef) التبولة سلطة

3 comentarios

El tabulé o ensalada de perejil en Oriente, se concibe como tal y no un cuscús de trigo y algo de perejil, ese es el error más común cuando buscas la receta de tabulé en blogs occidentales. La gran mayoría tendemos a hacer un cuscús con bastante perejil y no una ensalada de perejil con algo de sémola como es la original. El tabulé es una ensalada fresca, deliciosa y muy sana.

Yo os voy a dar las 2 versiones para que elijáis, en la foto de la receta sale la opción occidentalizada (con más sémola y menos perejil) donde el sabor a perejil no es tan intenso, también os dejo un par de vídeos en árabe donde cocinan el tabulé auténtico, a mí me encantan ambas versiones.

El secreto de la buena tabulé crujiente es un cuchillo muy bien afilado para picar el perejil. El tabulé se suele servir como meze (mezze), los meze son una selección de aperitivos que se sirven antes de la comida, sería como nuestras tapas o como los finger foods de EEUUOtros pinchos o aperitivos habituales en Oriente son las berenjenas, los pepinos, el queso, las aceitunas, el humus, el tabulé y un poco de pan de pita.






Ingredientes para el tabulé original:

  • 4 tazas (o vasos) de perejil fresco de hoja plana
  • 1/2 taza de menta
  • 1/3 de taza de bulgur o bulghul (sémola de trigo)
  • Agua
  • 2 cebolletas roja
  • 2 tomates
  • ¼ taza de zumo de limón
  • ½ c/c de pimienta (aprox)
  • 1 c/c de sal (a ojo)
  • ¼ taza de aove (aceite oliva)

* Si quisiéramos hacer el tabulé occidentalizado (como la foto de la entrada de hoy) tan solo cambiaríamos las cantidades de dos ingredientes principalmente, el perejil que pondríamos solo 2 tazas y la sémola o cuscús que aumentaría a 1 taza.


Ingredientes para el tabulé occidentalizado  (cuscús realmente):

  • 1 taza de sémola de trigo
  • 3 cebolletas rojas
  • 2 tazas de perejil picado
  • 1 taza de menta  fresca picada (o hierbabuena)
  • 4 tomates 
  • 1/2 taza de zumo de limón
  • Sal
  • Pimienta
  • 3 cucharadas de aceite de oliva


Elaboración:


 1. Lavar los tallos del perejil y la menta en agua fría, sacudir y secar el agua

       2. Picar el perejil, la menta, la cebolla y el tomate finamente.

 3. Añadir el agua caliente a la sémola y dejar reposar 10 minutos
  
 4. Escurrir a la sémola el exceso de agua.

       5. Exprimir los limones.
     
 6. Mezclar todos los ingredientes y dejar durante unos 30 minutos antes de servir. Colocar  el burgul junto con el resto de ingredientes en un cuenco y mezclarlos bien. Sirva acompañado  de hojitas de lechuga fresca

 Os dejo 2 vídeos, este es el primer vídeo del tabulé más tradicional.





Y este, la versión televisiva






Leer más...

30 mayo 2014

Cómo hacer macarons caseros perfectos a la 1ª (Trucos)

3 comentarios

A estas alturas es manido decir que los macarons son de origen Francés, 
formado por 2 "galletas" de atractivos colores y unidas por un ganachè de colores llamativos. No te recomiendo que empieces por un macaron si es tu primer incursión en repostería pues tiene sus trucos, aquí os damos varios consejos sencillos para que os queden bien, aunque por mucho que os digamos, casi nunca salen a la primera, tenemos que coger práctica e intentar varias veces para conseguir la textura correcta y para que el resultado, sea un macarons sin burbujas, de un buen tamaño, buen pie, etc. eso sí, llevan su tiempo...

En la receta de macarons de algunos libros o recetas, es frecuente que nos aparezca con la abreviatura TPT, su significado es tanto por tanto, se utiliza en preparaciones que debemos introducir dos ingredientes y la misma cantidad de cada uno. Ejemplo: Por cada 100gr. azúcar, 100gr. almendra. Comenzamos...







En esta ocasión no he puesto el ganaché dentro, sino chocolate blanco pues en la receta de hoy nos centraremos en la elaboración del macaron.

*Los macarons estarán mucho más ricos después de haber reposado un par de días desde que los hemos realizado.

Ingredientes:

  • 130 gr.de azúcar en polvo (glasé, lustre)
  • 130 gr. almendra molida en polvo
  • 20 gr.de cacao en polvo
  • 95 gr.de claras de huevo envejecidas* (45 mezcla, 50 montar)
  • 130 gr.de azúcar (para el jarabe)
  • 35 gr.de agua (para el jarabe)


*Según la receta original dice que las claras para montar deben de estar envejecidas, para ello dejamos que reposen varios días, las nuestras reposaron 3 días y quedaron muy bien. Lo imprescindible es que estén a temperatura ambiente.


Elaboración:


1. Empezamos tamizando el azúcar glasé por un lado y la almendra por otro con un tamiz o colador fino, nos podemos ayudar con una cuchara para hacer presión por si queda alguna parte gruesa. Tamizamos de nuevo los ingredientes por separado, ahora es el momento de pesarlo por si hemos perdido algo de peso al tamizar.

Juntamos el azúcar y la almendra y tamizamos ahora juntos por lo menos 2 veces más.

*Uno de los secretos de los que hablamos para que quede bien el macaron es tamizar muy bien el azúcar y la harina, si no lo hacemos, la superficie del macaron será rugosa y nada fina.






2. Añadimos el cacao en polvo cuidadosamente en forma de lluvia para que no cree grumos, si vemos necesario volver a tamizar después de añadir el cacao, lo haremos de nuevo.

3. Vamos con la preparación del merengue italiano, lo primero, es hacer el jarabe y tendremos preparadas las claras en un bol.

Empezamos cociendo el agua con el azúcar hasta que alcance 118º de temperatura, se puede hacer sin termómetro y para que tengamos una referencia es cuando el jarabe tenga una densidad parecida a la miel, la duración de la cocción es entre 30 segundos y 1 min. Tenemos que actuar rápido para que no se endurezca el jarabe.

Cuando el jarabe alcance los 105º (empiece a hervir) empezaremos a montar las claras que tenemos preparadas en el bol y dejaremos medio montadas a espera de que el jarabe este en su punto, cuando lo tengamos listo vetemos encima de las claras en forma de hilo sin dejar de batir hasta que tengamos un merengue brillante y firme. (50º aprox.) .






4. Vertemos los otros 50gr. de claras sobre la mezcla de almendra, azúcar, cacao y mezclamos.

5. Por último añadimos el merengue sobre la mezcla de almendras y demás, mezclamos bien hasta que nos quede liso y bien integrados todos los ingredientes, para saber si la masa tiene la densidad adecuada formamos picos con la espátula y si estos desaparecen a los pocos segundos esta correcta si está demasiado firme la trabajaremos más.

6. Preparamos la bandeja del horno, lo ideal es hacerlo sobre un tapete de silicona o cualquier otro tapete para hornear que sea más grueso que el papel, ya que el papel vegetal se suele deformar con el calor y perder su forma circular.


Molde de silicona para macarons



Con una manga pastelera y boquilla de boca ancha  formamos nuestros macarons vertiendo la masa desde el centro, dejamos separación entre ellos para que no se unan durante el horneado.

7. Dejamos reposar nuestros macarons para que se nos forme el famoso pie entre 30 a 60 min. El tiempo dependerá de la temperatura, el clima y la densidad que nos haya quedado en la masa, lo óptimo es cuando la masa ha creado una ligera costra, lo podemos comprobar si al tocar con la yema de un dedo no se deforma ni se pega, notaremos que esta seca la superficie.

8. Precalentamos el horno a 160º pasado el tiempo de reposo horneamos los macarons entre 12-15 min. Dependerá como siempre del horno y del tamaño de los macarons. Los sacamos del horno y dejamos que se enfríen antes de desmoldarlos con ayuda de una espátula plana si puede ser metálica.

Los macarons no se deberían consumir hasta 48 horas o más desde su horneado, lo ideal es rellenarlos y los guardamos en el frigorífico en un recipiente hermético durante 2-3 días, la espera es dura pero están mucho más ricos y si no, comprobarlo.








Problemas que pueden aparecer


1-  Se han agrietado, rompiéndose en la superficie. Es por que la base del macaron se ha calentado demasiado, puede ser  porque la temperatura de la bandeja o del horno son demasiado altas.

Solución: Poner doble bandeja y/o bajar la temperatura del horno. Se recomienda un tapete de silicona es casi la única opción buena para hornear la masa del macaron, además de no deformarse se calienta menos la base.

2-  Me ha quedado un pico en la parte superior del macaron que no se me ha bajado o tarda mucho en bajarse. Eso suele pasar cuando la masa ha quedado demasiado consistente, probablemente por un merengue que se ha añadido y mezclado de modo demasiado cuidadoso.

Solución: Debe trabajarse más la masa con una espátula o lengua para que quede más fluida. Otra opción es montar menos las claras. Nunca falla el trabajar bien la masa.

3-  Al sacarlas del horno se han bajado de modo no uniforme, llegando incluso a romperse con facilidad. El motivo, has retirado las galletas antes de tiempo, todavía están crudas en el interior.

Solución: Dejad hornear las galletas unos minutos más, hasta que parezca que la superficie ha cambiado de tono. También pude subirse ligeramente la temperatura del horno.

4-  La superficie no me ha quedado lisa, aparecen rugosos y feos, como con grumos, el motivo es porque no hemos tamizado bien la almendra.

Solución: Tamizar la almendra ayudándose del azúcar es bastante efectico, pero también podemos ayudarnos de un cuchara y cuchara ejerciendo presión.



Leer más...

20 mayo 2014

Cómo hacer pan de pita casero الخبز (Ibán Yarza)

3 comentarios



Las pitas son fáciles de hacer, resultonas y gustan a todo el mundo, así empieza la receta del maravilloso libro de Ibán Yarza pan casero. El pan de pita es uno de los panes más rápidos de su libro, lo puedes tener de comienzo a fin en 1 hora y media. Lo único esencial es mucho calor, calienta el horno al máximo (250º) al comenzar para que las pitas se hinchen bien.

Cansada que en casa me pidieran continuamente hacer pan de pita para cenas informales, me puse manos a la obra (o a la masa) y elegí la receta de Ibán, entre muchas otras por ser la más rápida, fácil y con el mejor resultado de las que he elaborado. Comenzamos...


Ingredientes:

  • 375 gr. Harina panificable
  • 25 gr. de harina integral
  • 250 gr. de agua (62%)
  • 10 gr. de azúcar
  • 5 gr. de sal
  • 5 gr. de levadura fresca





Elaboración:


1. Empezamos mezclando todos los ingredientes hasta obtener una masa  pegajosa y que se adhiere a las manos, aunque solo será al principio de la mezcla, dejamos reposar en el bol unos 15 min. Pasado este tiempo depositamos la masa en la mesa para amasarla y debería dejarse amasar fácilmente.

La plegamos sobre sí misma para amasarla en la mesa unos 5 minutos.






2. Conseguiremos  una masa mucho más manejable, cuando veamos que esta lisa la dejaremos que repose 30 min.aprox.

Ahora la dividimos en porciones, según Iban los hizo de 80 gr.(dependerá del tamaño deseado) yo las hice grandes (80) y pequeñas (40).
Boleamos las porciones, haciendo círculos sobre la mesa y estiramos con el rodillo hasta obtener círculos de unos 3-4 mm de grosor.






3. Ahora colocamos un par de pitas sobre papel de hornear, dejamos que fermenten  unos 15 min. y mientras vamos precalentando el horno dejando una bandeja dentro hasta alcanzar los 250º .
Ponemos las pitas en el horno cuando esté muy caliente (es esencial para que se hinchen bien). Deslizamos el papel de hornear con las pitas encima directamente sobre la bandeja del horno caliente.


4. Enseguida con medio minuto empezaran a hincharse, transcurrido 2 minutos daremos la vuelta (a veces incluso menos) para que se cuezan homogéneamente. El horneado tiene que ser rápido, si las tienes demasiado tiempo quedaran secas y quemadas.







Cuando las saquemos del horno las reservamos en un paño para que se conserven tiernas y jugosas y evitar que se sequen, ten cuidado al manipular pues suelta vapor de agua.







Leer más...

08 mayo 2014

Rollitos primavera chinos crujientes con salsa agridulce 春卷

3 comentarios

Esta es una de las mejores recetas de rollitos que he probado nunca, tan solo hay que encontrar las obleas de arroz, ingrediente indispensable para hacer los rollitos primavera, aunque siempre podemos sustituir las obleas por pasta brick, aunque no quedarán los rollitos ni tan finos, ni tan crujientes. Ni que decir tiene que los ingredientes, los podemos adaptar a lo que tengamos en casa, vegetarianos, con carne, con marisco, de pica pica o como primer plato son simplemente geniales y no tienen ninguna complicación.






Ingredientes para los rollitos:



  • 2 zanahorias
  • 150g de carne de ternera (o pollo, pavo, cordero, marisco)
  • Obleas de papel de arroz o pasta Wanton
  • 150 gr de col china
  • 80 gr de brotes de soja cocidos
  • salsa de soja
  • Aove (Aceite de oliva virgen extra)
  • Sal

Ingredientes para la salsa agridulce:


  •  5 Cucharadas de vinagre                              
  • 3 Cucharadas de azúcar
  • 1 Cucharada de harina de maíz
  • 2 Cucharadas de almíbar de piña
  • 2 Cucharadas de kétchup
  • 2 Rodajas de piña en almíbar


Elaboración de los rollitos:


1. Pelamos y cortamos las zanahorias en juliana y las ponemos a pochar en un wok (o sartén) con un chorrito de aceite.


2. Picamos también en juliana muy fina las hojas de col y las añadimos. Sazonar.


3. Agregamos los germinados de soja y la salsa de soja. Salteamos la carne en una sartén con un chorrito de aceite e incorpóralas al wok. Mezcla bien y escurre con la ayuda de un colador, para retirar la grasa sobrante.


4. Ponemos las láminas de pasta Wantón o de arroz a remojo en un bol con agua durante unos minutos.

5. Una vez hidratadas, colocarlas sobre un paño, lámina por lámina y ponemos encima de cada una un poco del relleno de verdura, carne y soja.







6. Envuelve y haz una especie de paquetito, con cuidado para que no queden bolsas de aire y usando agua como pegamento para que la masa se quede unida. Repite la operación con cada lámina.


7. Fríe los rollitos en una sartén con abundante aceite caliente y retirarlos a un plato con papel absorbente o de cocina para retirar el exceso de grasa.


Lo servimos con la salsa agridulce, os dejo el link de la salsa agridulce.





Leer más...